miércoles, 7 de diciembre de 2011

LADY GAGA EN LA CASA BLANCA

Lady Gaga exige en la Casa Blanca más medidas para detener el acoso a los gays.La cantante acudió a Washington aunque no pudo mantener una reunión con Barack Obama.

No se pudo encontrar con Barack Obama, que estaba de visita en Kansas, pero Lady Gaga acudió el martes a la Casa Blanca para ofrecer su ayuda en las campañas nacionales destinadas a evitar el acoso en las aulas a niños y adolescentes homosexuales. Normalmente muy dada a posar ante las cámaras, en esta ocasión Gaga no avisó a los medios. Muy profesional, llegó a la residencia presidencial en coche, vestida de un discreto color blanco, y se centró en el trabajo que la había traído a Washington: recordar el caso de Jamey Rodemeyer y de todos los demás jóvenes que se han suicidado después de ser acosados por su homosexualidad.
Gaga, de 25 años, ha sido muy activa en diversas campañas para evitar el acoso a los gays. Líder en la defensa de los diferentes, ha creado, en colaboración con la Fundación MacArthur y la Universidad de Harvard, una fundación bautizada como su último disco, Born this way [en español: Nacida así], para avanzar esa agenda. La cantante, que no es homosexual, dice comprender perfectamente al colectivo porque en su instituto la acosaban constantemente por ser distinta a las demás niñas.

Bajo la presidencia de Obama, EE UU ha equiparado las agresiones a los gais con crímenes motivados por el odio, como los perpetrados contra minorías raciales. A pesar de ello, sigue habiendo casos de acoso continuado a niños y jóvenes gays, que se siguen suicidando por ello. Jamey Rodemeyer, de 14 años y residente en Nueva York, se quitó la vida en septiembre, después de años de marginación y agresiones.

En un vídeo colgado en la red de YouTube para apoyar la campaña de concienciación social It gets better, Jamey relató su calvario: no tenía amigos de su mismo género, le llamaban maricón [en inglés,faggot] en la escuela. "Creía que no podía escapar... la gente me mandaba constantemente mensajes diciendo que la gente gay va al infierno", contó en el vídeo. "Lady Gaga me hace muy feliz y me recuerda que yo nací así", añadió, parafraseando la canción de la diva.

Cuando se enteró del suicidio, Gaga quedó muy afectada, según contó en Twitter. Le dedicó a Jamey una canción en un concierto en Las Vegas. Recientemente, hizo volar a los padres del adolescente a una gala concierto en California, en la que homenajeó al fallecido. E insistió e insistió, hasta que ayer se reunió aquí en Washington con una de las asesoras más cercanas a Obama, Valerie Jarrett, para exigir que se sigan endureciendo las leyes contra el acoso a los homosexuales.


POR: DAVID ALANDETE. ELPAIS.COM
PENSANDO EN ZAHIRA

No hay comentarios:

LinkWithin