domingo, 8 de febrero de 2015

Eslovenia: Por Falta de votantes invalida el referéndum contra matrimonio gay con el apoyo de la Iglesia Católica.

La escasa participación llevó a invalidar el referéndum para prohibir en Eslovaquia las bodas y la adopción de los homosexuales.


La asistencia de votantes no llegó al 22%, muy por debajo del 50% del censo requerido para que el referéndum fuera válido.

La gran mayoría de los que sí votaron dieron su apoyo a las restricciones propuestas por el grupo conservador Alianza por la Familia, apoyado por la Iglesia católica en esta iniciativa.

Aunque en Eslovaquia no es legal el matrimonio gay, el referéndum buscaba dificultar una hipotética reforma legal en el futuro.


Eslovaquia votò este sábado pasado para vetar el matrimonio gay

Eslovaquia celebrò este sábado un polémico referéndum para vetar el matrimonio homosexual, una consulta apoyada por la Iglesia católica con el argumento de la defensa de la familia tradicional. En la publicidad llaman a la población a votar contra el matrimonio homosexual, con una imagen del Papa Francisco.

La consulta ha sido impulsada por la Alianza por la Familia (AZR), que agrupa a un centenar de asociaciones y que logró reunir unas 420.000 firmas en un país de 5,4 millones de habitantes, el 70 % de ellos cristianos, en su mayoría católicos.

El referendo plantea tres preguntas. Sobre si el matrimonio debe definir exclusivamente la unión entre un hombre y una mujer. Otra para que los homosexuales no puedan adoptar a niños. Y que los padres puedan negarse a que sus hijos reciban formación escolar en materias como la educación sexual o la eutanasia.

"Lo vemos como algo muy sensible porque se va a votar, en esencia, sobre los derechos humanos. No creemos que sea la manera de cambiar las leyes o crearlas", asegura Romana Schlesinger, directora de Q-Centrum, una asociación que proporciona asesoramiento legal a lesbianas, gays, bisexuales y transexuales.

Un reciente sondeo de opinión de la agencia Focus indica que el 89 % de los eslovacos considera que el término "matrimonio" debe usarse sólo para uniones de hombre y mujer y que el 79 % cree que las parejas homosexuales no deberían poder adoptar.

Pese a estas rotundas cifras, el reto de la AZR es lograr movilizar a las urnas a dos millones de personas, ya que la legislación local exige una participación del 50 % del censo electoral para que el resultado de la consulta sea válido.
La Iglesia católica respalda la consulta y ha instado a los creyentes a votar, ha financiado parte de la campaña y ha permitido que las parroquias se usaran como punto de recogida de firmas.

"Tememos que el iniciador de esto, que se asegura es una iniciativa cívica, sea en realidad la Iglesia católica", advierte Schlesinger.

En Eslovaquia, la Iglesia depende económicamente del Estado y por ello "hay malestar porque una institución que vive de las aportaciones de cada ciudadano apoye una iniciativa para votar sobre derechos de las minorías", agrega.
Por su parte, Anton Chromik, portavoz de la AZR, explicó que el plebiscito se ha convocado porque consideran que "los niños se merecen un padre y una madre".
Además, las familias tradicionales "no deben ser castigadas ni encarceladas por no estar de acuerdo con los excesos en la educación sexual", asegura.

La pregunta sobre el matrimonio homosexual ha quedado en la práctica superada por una enmienda constitucional que entró en vigor en otoño pasado, después de que comenzara la campaña para pedir el referendo, y que define el matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer.

Ese cambio legal fue impulsado por el partido en el Gobierno, el socialdemócrata Smer, que no se ha pronunciado ahora sobre la consulta.
Quien sí lo ha hecho, apoyando el sí a las tres preguntas, es el democristiano KDH, el principal partido de la oposición.


"Hay que recalcar que la sociedad, si es que quiere sobrevivir, debe apoyar a la familia fundada sobre el matrimonio de un hombre con una mujer, y su capacidad de procrear", dijo en declaraciones a la agencia EFE, Miroslav Mikolasik, eurodiputado de esta formación.

Como parte de su campaña, la alianza ha producido un vídeo en el que una pareja homosexual acude a recoger a un niño. Cuando al pequeño le dicen que sus nuevos padres han venido a buscarlo, el niño pregunta: "¿Dónde está la mamá?".
"Los niños lo tienen claro", dice entonces una narrador, que anima a acudir a votar.
Esta iniciativa eslovaca sobre derechos para los homosexuales, se suma a las de otros dos países del este de Europa.

En Croacia el veto al matrimonio homosexual ganó en un polémico referendo en 2013, mientras que el Gobierno conservador nacionalista de Hungría aprovechó en 2012 su mayoría cualificada en el Parlamento para impulsar una reforma constitucional en ese sentido.


Por: bbc.co.uk - Laizquierdadiario.com
Imagenes: Web
Arreglos: MercoSur Gay

No hay comentarios:

LinkWithin