jueves, 25 de octubre de 2012

FRANCIA: ESCÀNDALO POR BESO HOMOSEXUAL EN MARCHA ANTI MATRIMONIO IGUALITARIO

El beso de Marsella, el matrimonio gay ya tiene su foto icónica. La imagen, que es un éxito en la web, cristaliza el debate que divide a la sociedad francesa: dos jóvenes francesas irrumpieron en una manifestación marsellesa contra el matrimonio y la adopción por parte de homosexuales y se estamparon un largo beso. El fotógrafo inmortalizó el “contraste entre dos culturas, dos generaciones”. La prensa francesa ha localizado a las chicas, que aseguran que el beso fue espontáneo, aunque asumen su ánimo provocador.

Las jóvenes resultaron ser dos mujeres heterosexuales (Julia, de 17 años, a la derecha) y Auriane (de 19 años). Detras, boquiabiertos, manifestanes contra el matrimonio gay.
AFP/Gérard Julien. Tamaño: 1210 x 823

¿Será el beso de Marsella el sucesor del célebre Beso del Hôtel de Ville de Robert Doisneau? En todo caso las redes sociales están convirtiendo la foto en una imagen emblemática del amor homosexual.

El pasado 23 de octubre, la asociación Alliance Vita había convocado en 75 ciudades de Francia a manifestarse contra el matrimonio y la adopción por parte de homosexuales, en momentos en que el gobierno de François Hollande prepara una ley permitiendo el casamiento para parejas del mismo sexo.

Frente a la prefectura de Marsella, unas 400 personas, sobre todo gente mayor, ponían ese día en escena sus reivindicaciones. Dos grupos de hombres y mujeres separados por género se enfrentaban creando un corredor donde un hombre disfrazado de pájaro simbolizando a un niño avanzaba con la palabra “mamá” escrita en un ala y “papá” en la otra. Delante, dos militantes sostenían una pancarta donde podía leerse: “No se le miente a los niños”. De repente, dos chicas aparecían entre los manifestantes y se daban un largo beso en la boca, ante la estupefacción de los presentes.

La foto fue sacada por Gérard Julien, fotógrafo de la agencia AFP, quien pese a estar de estar de franco se había dado una vuelta por el lugar con su cámara. La imagen fue inmediatamente seleccionada por un periodista de la revista gay Têtu, que la puso en línea, convirtiéndola en una éxito instantáneo en las redes sociales.

El fotógrafo reconoce que no se había dado cuenta del impacto de la foto; pensaba que era un retrato insólito en medio de la manifestación, pero asegura que le había llamado la atención “el contraste entre dos culturas y dos generaciones” en el momento de hacer clic. Julien lamenta no haber hablado con las jóvenes, que después del beso de 15 segundos de duración desaparecieron de la escena sin ser molestadas, escuchando algún “¡Son unas asquerosas!” lanzado por manifestantes.

Las jóvenes resultaron ser dos mujeres heterosexuales (Julia, de 17 años, a la derecha) y Auriane (de 19 años). Detras, boquiabiertos, manifestanes contra el matrimonio gay.
AFP/Gérard Julien. Tamaño: 4030 x 2734

Sin embargo, el suceso de la foto fue tal que las protagonistas pudieron ser rápidamente localizadas por la revista Têtu, que las entrevistó. Las jóvenes resultaron ser dos mujeres heterosexuales (Julia, de 17 años, a la derecha) y Auriane (de 19 años). Julia asegura que pasaban de casualidad frente a prefectura y se toparon con manifestantes y contramanifestantes. Estos últimos no sabían cómo hacer para llamar la atención. Entonces, cuenta Auriane, “le dije a Julia, ‘dale, nos ponemos en el medio y nos besamos delante de todos'. Al principio se lo tomó en broma, ¡pero cinco minutos después ahí estábamos!”.

“Creo que no se necesita ser homosexual para apoyarlos. Es un gesto de solidaridad puro y simple. Yo estoy a favor de lo que esos manifestantes no quieren. Frente a ellos éramos tan pocos… No servía de nada hablarles porque se mantienen firmes en su posición. Y tampoco servía de nada gritarles o insultarlos porque se ponen a la defensiva”, añade, Julia.

“Personalmente tenía ganas de molestarlos, de provocarlos un poco, pero sin generar un escándalo”, explica Auriane. Misión cumplida.


POR: ESPAÑOL.RFI.FR
ARREGLOS: ALBERTO CARRERA

No hay comentarios:

LinkWithin