martes, 12 de julio de 2011

Cómo realizar un auto examen testicular

El cáncer de testículos es uno de los más curables, pero la clave está en poder detectarlo antes de que sea demasiado tarde. Por suerte, la tarea de detección la puede hacer uno mismo, con sólo palpar la zona.

Lo que tienes que hacer un examen testicular, y aquí te explicaremos cómo llevarlo a cabo.

Utiliza un espejo. El espejo te servirá para examinar tus testículos. Siéntate frente a una espejo y ubícalo en frente, para poder ver toda la amplitud del escroto.

Palpa tus testículos. Toma el escroto y los testículos con la palma de la mano y siente la diferencia de los dos testículos. Es normal que uno esté más abajo que otro, y que uno sea más grande que el otro. Pero si uno es mucho más grande, o tienes una textura diferente del otro, te recomendamos consultar al médico.

Cuando estés palpando puedes ir girando uno de los testículos para analizar la superficie. ¿Notas algunas regularidad? ¿Alguna bulto que sobresalga? Atención, porque en los testículos está presente el epidídimo, que es un tubo suave ubicado en la parte superior de cada uno.

Es recomendable hacer ésto una vez por mes. Lo mejor es hacerlo mientras tomas un baño caliente, porque el agua caliente aliviará la piel de la zona, permitiéndonos un trabajo más sencillo y efectivo. Si notas alguna irregularidad, algún bulto de pequeño tamaño que sobresalga de un testículo, llama a un médico. El cáncer de testículo es uno de los que tienen mejor índice de curación.



POR: PARAHOMBRES
ARREGLOSFOTOGRAFICOS: ALBERTO CARRERA

No hay comentarios:

LinkWithin